miércoles, 4 de enero de 2012

Canal Imperial de Aragón

en el año 1510 las Cortes de Aragón celebradas en Monzón proponen construir una acequia derivada del Ebro para riego y para permitir la navegación hasta el Mediterraneo, con el objetivo de transportar mercancías.
en 1529 comenzaron las obras bajo el mandato de Carlos V. Sin embargo fueron posteriormente abandonadas hasta el siglo XVIII cuando se reanudaron bajo la dirección de Ramón Pignatelli.

se emplearon a miles de trabajadores y finalmente fue inagurado en 1784.La Fuente de los Incrédulos en Zaragoza que posee la inscripción "para convencimiento de los
incrédulos y alivio de caminantes" fué construída con motivo de la inaguración.Sin embargo, el estallido de la guerra contra Napoleón paralizó el proyecto definitivamente y no se llegó al Mediterraneo.

no obstante desde 1789 sirvió como vía para el transporte de mercancías hasta que en 1861 tuvo que hacer competencia frente al ferrocarril y fue languideciendo hasta que en el siglo XX la aparición de los caminos terminó con el trafico en el canal.